10 Señales de una relación entre hermanos/as tóxica (o poco sana)

¿Cómo solucionar los conflictos entre hermanos/as adultos? ¿Cómo saber si tu relación entre hermanos/as es tóxica? Descubre las principales señales y cómo afrontarlo.

11 MAY 2022 · Lectura: min.

PUBLICIDAD

¿Es mi relación entre hermanos tóxica?

Estar unidos con nuestros hermanos/as puede ser una gran bendición. Pero cuando existe una relación tóxica con tus hermanos/as esto puede hacer que te sientas atrapado en un vínculo negativo para ti. De hecho, que sea parte de tu familia no implica que debas obligarte a mantener los lazos con alguien que no te está haciendo bien. Pero, ¿qué podemos hacer para saber si nuestros hermanos/as son tóxicos para nosotros/as?

¿Qué pasa si tenemos una mala relación entre hermanos/as según la psicología?

Cuando las peleas frecuentes entre hermanos/as durante la infancia se convierten en un mal vínculo en la etapa adulta, esto puede llegar a generar situaciones de malestar dentro de la familia. En estos casos la relación entre hermanos/as puede poner de manifiesto cierta rivalidad, hostilidad, competitividad, celos y en ocasiones odio.

De este modo, cuando los hermanos/as adultos son tóxicos entre ellos, es decir, tienen actitudes poco sanas en su relación, pueden llegar a causar tantos conflictos que puede ser incluso difícil cumplir con las obligaciones familiares. Estas dificultades pueden suponer una desconexión con la familiar, lo que puede acabar causando cierta sensación de aislamiento.

Señales de que nuestros hermanos/as adultos son tóxicos

Debemos destacar que no existen hermanos/as tóxicos, sino comportamientos que pueden ser poco saludables en nuestras relaciones. En estos casos, te recomendamos que identifiques estas actitudes perjudiciales tanto para vuestro vínculo como para tu salud mental:

  1. Son manipuladores: No siempre resulta fácil ver las señales de que alguien podría estar manipulándote. Sobre todo cuando se trata de un familiar, es comprensible que intentes justificar sus actitudes. Pero cuando se trata de una actitud propia de un hermano/a tóxico, este tipo de favores o comportamientos pueden perjudicarte en su beneficio constante. Además, cuando se trata de una manipulación, suele causar cierta sensación de culpabilidad.
  2. Tienen demasiadas críticas: La crítica constructiva se trata de una manera positiva de fomentar cambios en las personas que conocemos y conocemos. En cambio, cuando se trata de críticas constantes y sin la voluntad de ayudar a la persona, este tipo de opiniones pueden acabar haciendo daño a aquellos/as que las reciben. Por lo tanto si sientes que no paran de criticarte por todo lo que haces, la actitud de tu hermano/a puede ser tóxica.
  3. Culpan siempre a los demás: Una relación entre hermanos/as poco sana puede comportar que uno/a de los/las dos puede llevarse siempre la culpa de todos los errores que salgan en el entorno familiar. De hecho, las personas que tienen cosas negativas que deben solucionar de ellos/as mismos/as suelen otorgar la culpa de sus responsabilidades a los demás.
  4. No muestra remordimientos: Quizá pienses que tu hermano/a es mala persona debido a que nunca muestra remordimientos por sus fallos hacia ti. Pero a veces esto puede ser señal de que existe un problema en su salud mental o en su día a día. Señales de hermanos/as tóxicos
  5. Te sientes sin energía: Una de las señales que pueden ser reveladoras de que una relación entre hermanos/as no es muy positiva, es precisamente estar siempre cansado/a cuando estás junto a ellos/as. Este efecto puede ser debido a que inconscientemente estés intentando tener un buen vínculo con ellos/as a pesar de que siempre recibes críticas o malas contestaciones por su parte.
  6. Traicionan tu confianza: Es probable que tus hermanos/as sepan mucho más de ti que algunos de tus amigos de confianza. Pero esto no implica que tengan derecho a compartirlo con los demás. En una relación fraternal sana, los secretos no se venden. Por lo tanto, si tienes que esconder ciertas cosas delante de ellos, quizá sea un comportamiento propio de un hermano/a tóxico/a.
  7. Intentan extorsionar tus relaciones: A veces, algunos hermanos/as con actitudes poco sanas pueden intentar cambiar tus relaciones con otros miembros de la familia. Por ejemplo, la competitividad o los celos entre hermanos/as adultos pueden comportar algunos comportamientos con los que evitan que conectes más con tu madre o tu padre.
  8. Ignoran tus opiniones: En algunos casos, las malas relaciones entre hermanos/as pueden ser tan sutiles que es posible que incluso no llegues a prestar atención a estas señales. Un ejemplo de ello es cuando estos/as no prestan atención a tus sentimientos ni opiniones. Es decir, tratan tus ideas como si no tuvieras nada de valor que ofrecer en las conversaciones.
  9. Cambias tu forma de actuar cuando estás con ellos/as: Ser uno/a mismo/a es vital para tener una buena conexión familiar. Por ello, cuando existen conflictos entre hermanos/as adultos, es normal que acabes limitando tus comportamientos y actitudes para intentar no ofender o recibir ciertos ‘castigos’ por parte de ellos/as.
  10. Se aprovechan de tus debilidades: Otro de los comportamientos que pueden ser propios de los hermanos/as adultos que se llevan ‘mal’ es precisamente el uso de ciertas debilidades para un beneficio propio. Por ejemplo, si saben que te cuesta poner límites a los demás, es posible que lo usen para conseguir aquello que quieren de ti.

Estas son algunas de las actitudes que pueden ser propias de una ‘mala’ relación entre hermanos/as. Aun así, debemos remarcar que no existen malas o buenas personas, sino que todos estos comportamientos pueden tener una razón de ser. En algunos casos puede ser que tu hermano/a pase por una mala época o que tenga conflictos contigo sin resolver. Por ello, si sientes que tu relación de hermanos/as te está afectando, es importante que acudas a un psicólogo/a profesional o que intentes hablarlo junto a ellos/as.

¿Cómo mejorar la relación entre hermanos/as?

¿Cómo mejorar la relación entre hermanos/as?

Cualquiera que sea la razón de este mal vínculo entre hermanos/as, es crucial que lo intentes solucionar de una manera u otra para que no te afecte a nivel emocional. Para ello, te recomendamos que tengas en cuenta los siguientes consejos:

  • No te lo tomes como algo personal: Es posible que creas que el motivo de tu mala relación entre hermanos/as sea algo que hayas hecho o dicho, pero a veces las cosas suelen ser más complejas de lo que a primera vista parece. Ante estos conflictos, es vital que intentes tomar más perspectiva y no tomártelo como algo personal.
  • Encuentra un apoyo: Si el ‘odio’ entre hermanos/as o el malestar de estas relaciones te está afectando, puede ser una buena idea contárselo a alguien de confianza. Tener una perspectiva diferente de la situación, así como una muestra de apoyo incondicional, puede ayudarte a lidiar mejor con estas situaciones.
  • No perpetúes la rivalidad entre hermanos/as: Si crees que tu hermano/a está compitiendo constantemente contigo o que tiene celos de tu relación con alguien, es crucial que no caigas en sus propios comportamientos. Intenta que esta actitud no influya en otras relaciones familiares.
  • Háblalo con ellos/as: En el caso de que consideres que tu hermano/a está en problemas, quizá lo que necesita es de tu apoyo y no sabe cómo comentártelo. Algunas personas pueden actuar negativamente ante los demás cuando están realmente mal y no saben comunicarlo, quizá este es el caso de tu hermano/a.
  • Acéptalo: A veces, los hermanos/as son tóxicos por cosas que tú no puedes ayudar o solucionar. Por ello, en esta situación quizá lo mejor para ti sea aceptar la realidad de esta situación e intentar vincularte más con otras partes de tu familia.
  • Invierte en las relaciones familiares: Cuando una relación entre hermanos/as es muy comprometida debido a las circunstancias familiares, quizá puedas invertir en intentar mejorar estos vínculos. En estos casos, intenta concentrarte en aquello que compartes con ellos/as y lo que pueden darte de positivo en tu vida.
  • Obtén ayuda si lo necesitas: Dado que los conflictos entre hermanos/as adultos pueden causar muchos efectos adversos, quizá sea recomendable acudir a un psicólogo profesional si piensas que esta situación te está afectando demasiado en tu día a día.

Los vínculos entre hermanos son más importantes de lo que a primera vista puede parecer. Por ello, quizá sea positivo intentar mejorar en todo lo posible la relación entre hermanos/as si existe un conflicto de por medio.

PUBLICIDAD

psicólogos
Linkedin
Escrito por

MundoPsicologos.com

Bibliografía

  • Toxic brothers: 10 conflicts between problematic brothers. Yes. therapy helps. https://en.yestherapyhelps.com/toxic-brothers-10-conflicts-between-problematic-brothers-11974
  • Scott, E (2021). How to Handle the Stress of Adult Sibling Rivalry. Very Well Mind. https://www.verywellmind.com/how-to-handle-the-stress-of-adult-sibling-rivalry-3144976 

Deja tu comentario

PUBLICIDAD

últimos artículos sobre terapias familiares