Acceso centros Añade tu centro gratis

Acepta a tu pareja como es, alivia mucho el camino

<strong>Artículo revisado</strong> por el

Artículo revisado por el Comité de MundoPsicologos

Cuando tomamos la decisión de compartir nuestro tiempo con alguien, debemos de aceptar que no significa por ello, dejar de hacer lo que nos gusta por el otro.

25 SEP 2019 · Lectura: min.
Acepta a tu pareja como es, alivia mucho el camino

Todo lo contrario es seguir disfrutando de lo que nos apasiona mientras vemos lo que le apasiona al otro.

Siempre afirmo que las matemáticas son maravillosas, porque siempre dos suman más que uno solo. Porque esos dos pueden llegar tranquilamente a sumar un tercero que es un nosotros. ¿Pero cómo se hace? Simple y sencillo: siendo uno mismo en todo momento.

Elígeme por como soy

Si sientes las ganas de compartir algo con ese alguien especial, hazlo. Si esa otra parte te hace sentir especial por un segundo, ya habéis conectado en lo simple. No es agradar cediendo quien eres, es agradarte a ti y con ello a la otra persona. El respeto es algo fundamental, donde te sientes y haces sentir que no invaden tu espacio, ni amenazas nada de ti por estar con otra persona.

Súmale la libertad de estar cuando quieres con quien deseas estar sin ataduras, solo libremente. Ambos disfrutan del momento, disfrutan de estar juntos, sea durante el tiempo que sea, eso da igual, solo vale la pena, lo que se siente cuando actuamos de manera libre.

Vive la relación desde la libertad de acción y con el respeto de con quién vives y cómo es la persona que has decidido compartir el valor más grande que tenemos el tiempo.

Da tu mejor versión desde el amor que deseas compartir, desde el amor que deseas dar y se feliz en ese instante dando. No se sabe durante cuánto tiempo, pero si se sabe que durante ese tiempo, serás libre de dar amor a quien deseas dárselo. Ya mañana veremos si renovamos ese deseo de compartir más.

No te pongas escudos ante el amor

Mañana es lejos, pero ahora está más en tus propias manos. Por ello, debemos sentir en cada momento lo que nos pide el cuerpo: un besos, una caricia, un “te amo”, solo déjate llevar sin pasado ni futuro. Cuenta con que en ese momento está presente, no es un espejismo ni una ilusión de tu mente, pues aprovecha el instante y siéntete vivo amando. No guardes nada, dalo todo apasionadamente, sin límites, dando porque la vuelta está asegurada.

Pide lo que quieres, el otro es quien tendrá la opción de dártelo. Pide sin más rollos.

Deseamos hombres y mujeres libres, que no sean padres o madres de nuestra relación. Deseamos tener a nuestro lado alguien fuerte que simplemente nos apoye y apoyarle para conseguir ser la mejor versión posible de uno mismo.

En definitiva vivir la pasión con pasión, vivir el ahora como ahora, vive y siéntete vivo por ti y por el nosotros.

Escrito por

Juvenal

Ver perfil
Deja tu comentario

últimos artículos sobre terapias de pareja