Acceso centros Añade tu centro gratis

Cómo combatir el bruxismo

El bruxismo o también conocido como rechinar de los dientes puede producirse tanto por el día como por la noche.

8 ENE 2020 · Lectura: min.
Cómo combatir el bruxismo

El bruxismo o también conocido como rechinar de los dientes puede producirse tanto por el día como por la noche. El más usual suele ser por la noche cuando estamos dormidos, por este motivo es complicado poder controlarlo. El bruxismo aparece de forma inconsciente, haciendo que apretemos los dientes o incluso que los movamos, consiguiendo un desgaste importante en las piezas.

Cómo nos afecta

El bruxismo  afecta a nuestros dientes y al desgaste de ellos, incluso provocando problemas en la mandíbula para masticar o produciendo dolor. Además de estos síntomas, las sobrecargas en la mandíbula a raíz de apretar o rechinar nuestros dientes consiguen que nuestra boca se vea inflamada y dolorida haciendo que suframos insomnio, dolores de cabeza, de oídos, incluso dolores en las cervicales.

Nuestra mandíbula es el músculo más fuerte de nuestro cuerpo, por eso igual que si tenemos una contractura en nuestras cervicales podemos tenerlas en la mandíbula y debemos tratarlo para que no nos ocurra muy a menudo.

Origen del bruxismo

Cuando hablamos de algo que surge de nuestro inconsciente ya podemos imaginar que se trata de un hecho que proviene de nuestra mente, emociones y sentimientos, quienes seguramente estamos reprimiendo y no dejando salir.

Las causas más comunes que surgen de forma inconsciente:

  • Ira no expresada: Suele venir de la infancia a raíz de una humillación o críticas de nuestros padres o madres, o incluso la indiferencia de ellos.
  • Ira reprimida: A veces lo que no nos permitimos aceptar o expresar de forma verbal termina haciéndolo nuestra mandíbula.

Estas causas que hemos mencionado suelen aparecer de creencias como:

  • Dificultad para expresar lo que sentimos.
  • Dificultad para afirmarnos.

Lo que debemos tener claro es que no existe un único detonante del bruxisimo, si no que factores como la ira son los que más originan esta causa. Así como:

  • El estrés o la ansiedad.
  • Malas posturas o dificultades respiratorias mientras dormimos.
  • Enfermedades neurogenerativas.

Soluciones

Para empezar, debes entender qué situación emocional estás viviendo y buscar formas de gestionarla que te puedan venir bien, ya sea con relajación, mindfulness o incluso descargar tu tensión con actividades como el boxeo. Cada persona es distinta y le funcionaran unas técnicas u otras. Pero al final, lo más importante es ir al origen, entender qué te está ocasionando bruxismo y por qué. Pueden ser multitud de cosas, tanto físicas como psicológicas.

Lo que debes entender, es que existen diferentes tratamientos como la férula de descarga o la rehabilitación protésica para abordar este problema, pero la realidad es que lo único que harán es evitar el desgaste de tus dientes, no te quitaran la tensión. Controlar, reducir o conseguir eliminar ese estrés o tensión muscular está en tus manos, ya sea realizándote masajes musculares como haciendo ejercicios para liberar tensión. Sin embargo, lo principal que debes tratar es su origen, si no lo haces todo lo anterior te ayudará pero seguirás teniendo tensión en tus músculos de la mandíbula y te puede llegar a repercutir en tu día a día con fuertes dolores de cabeza, dolor muscular, contracturas no sólo en tu mandíbula sino también en tus cervicales e incluso cansancio por el insomnio.

psicólogos
Linkedin
Escrito por

MundoPsicologos.com

Deja tu comentario
1 Comentarios
  • Karelys Lopez

    Excelente artículo

últimos artículos sobre estrés