Distimia (Trastorno depresivo persistente): 9 Síntomas de vivir con una depresión crónica

¿Sueles estar triste de manera permanente? ¿Crees que tienes un trastorno depresivo persistente? Quizá sufras de distimia, un trastorno depresivo que implica vivir con una depresión crónica.

13 SEP 2021 · Lectura: min.

PUBLICIDAD

¿Qué es la distimia o depresión crónica?

La distimia, conocida actualmente como el trastorno depresivo persistente, implica un estado de ánimo depresivo crónico leve o moderado. Los síntomas de este trastorno depresivo suelen ser menos graves que los de la depresión mayor, además de que suelen tener una duración mucho más larga.
Cuando una persona se ve afectada por esta depresión crónica, se ve afectada en todos los ámbitos de su vida. Por ello, estos tipos de depresión deben ser identificados antes de que provoquen más daños en nuestro día a día. ¿Cómo podemos identificar el trastorno distímico?

¿Qué es la distimia? Significado

La palabra distimia, viene del griego ‘dys’ que significa enfermo y ‘thymia’ que hace referencia a la mente o las emociones. Por lo tanto la distimia y su significado implica un estado de depresión crónica y leve.

Dentro de la psicología, la distimia se trata de un trastorno depresivo persistente que suele presentar uno o dos síntomas de la depresión clínica y que dura al menos dos años en adultos (o uno en los niños). Cuando una persona empieza a vivir con esta depresión crónica, suele presentar un estado de ánimo triste que persiste mucho tiempo.

Más de la mitad de las personas que sufren de un trastorno distímico suelen ver un empeoramiento de los síntomas cuando esta afectación ha durado un largo tiempo. Esto conlleva que puedan derivar a una depresión mayor.

Actualmente, el Manual Diagnóstico y Estadística de los Trastornos Mentales (DSM-5) consolidó la distimia y el trastorno depresivo mayor crónico bajo el denominado trastorno depresivo persistente, lo que incluye cualquiera de los tipos de depresión crónica ya sean en un espectro leve a más grave. Por lo tanto no existe una distinción significativa entre una depresión mayor crónica y el trastorno distímico.

Síntomas de la depresión crónica

Dentro del DSM-5, la característica principal de un trastorno distímico es principalmente suele afectar la mayoría de los días de la semana, durante la mayor parte del día. El actual denominado trastorno depresivo persistente se diagnostica cuando la persona ha sufrido de sus síntomas durante un período mayor de dos años.

Las personas que experimentan esta depresión ‘crónica’ suelen tener épocas donde aumentan la severidad de los síntomas relacionados a la distimia. En la gran mayoría de los casos, a pesar de tener un trastorno depresivo mayor, las personas que sufren de distimia acaban volviendo a este estado de una depresión crónica ‘más leve’. Los principales síntomas del trastorno depresivo persistente incluyen los siguientes.

  1. Menos productividad: Los sentimientos de tristeza, entre los otros síntomas del trastorno depresivo persistente suelen interferir en la productividad de la persona que lo sufre. Por lo tanto, el distímico/a suele acabar viéndose perjudicado en sus tareas diarias.
  2. Sentimientos de culpa: La culpabilidad empieza a aflorar cuando estos tipos de depresión y sus síntomas interfieren en la vida de la persona. La razón de ello es que este episodio depresivo hace que la persona no pueda darlo todo de ella misma, haciendo que esta se sienta culpable por no ser capaz de conseguir aquello que tanto desea.
  3. Tristeza: El trastorno distímico se suele caracterizar por una sensación de tristeza constante que persiste en la mayoría de los días de la persona que lo padece.
  4. Aumento o disminución del apetito: Nuestro estado de ánimo suele afectar el apetito que tenemos. En muchos casos, este episodio depresivo puede acabar perjudicando el hambre de las personas que lo padecen, ya sea aumentándolo o disminuyéndolo.
  5. Fatiga: Otro de los síntomas de esta depresión crónica es precisamente la falta de energía constante. Esto contribuye además a sentirse más culpable y a disminuir la motivación para realizar cualquier tarea diaria.
  6. Pérdida de interés: Este trastorno depresivo acaba haciendo que las personas sientan menos placer por aquellas actividades que antes sí disfrutaban.
  7. Baja autoestima: La distimia suele estar relacionada con sentimientos de incapacidad y culpabilidad por parte de la persona que la sufre. Esto combinado con la tristeza o la pérdida de interés también implica que la persona acabe percibiéndose mal a sí misma.
  8. Problemas para dormir: Las personas que presentan esta depresión crónica acaban padeciendo algunos problemas para dormir debido a lo que implican los demás síntomas de la distimia.
  9. Aislamiento social: En algunos casos, la fatiga, la baja autoestima y la pérdida del interés en las actividades diarias pueden acabar haciendo que las personas con este trastorno depresivo acaben aislándose de los demás.

Las personas con distimia suelen tener estos síntomas durante la mayor parte del tiempo. Además el trastorno depresivo persistente suele tener una duración muy larga. Si te sientes identificado/a con esta depresión crónica y sus síntomas, es importante que lo consultes con un psicólogo profesional.

Síntomas de la distimia

Depresión mayor crónica y distimia

El trastorno depresivo persistente implica que las personas que sufren de esta ‘depresión más leve’ pueden llegar a experimentar episodio depresivos mayores. Pero, cuando el episodio depresivo mayor termina, las personas vuelven al estado anterior de depresión crónica. Cuando esto ocurre, también es conocido como ‘depresión doble’.

Diferencia entre distimia y depresión

Normalmente la distimia es conocida como una ‘depresión leve’ debido a que sus síntomas suelen presentarse de una manera menos severa que la depresión clínica o mayor. Igualmente, la distimia es una depresión crónica, es decir, sus síntomas duran más de dos años, algo que hace que las personas sufran de diversas dificultades para rehacer sus vidas.

Tratamiento del trastorno depresivo recurrente

Los psicólogos usan tratamientos similares a otros tipos de depresión para tratar el trastorno depresivo persistente. Generalmente, el tratamiento de la distimia implica una combinación de psicoterapia y medicamentos.

Dentro de la psicoterapia, dos de las técnicas más utilizadas para tratar la depresión y la distimia son la terapia cognitivo conductual, que se centra a aprender a identificar y cambiar los patrones de pensamiento más negativos; y por otro lado, la terapia interpersonal, que se enfoca en identificar problemas en nuestras relaciones y en la forma en la que nos comunicamos.

La distimia y sus causas

De la misma forma que pasa con los otros tipos de depresión, no se conocen las causas exactas del trastorno distímico. Aun así, se cree que existen varios factores que influyen en padecer del trastorno depresivo persistente.

  • Química cerebral: Nuestros neurotransmisores y su equilibrio suelen influir en la aparición de una depresión. Además, el estrés prolongado también puede afectar estas sustancias químicas de nuestro cerebro.
  • Factores ambientales: El duelo, el estrés, el trauma, así como otros cambios importantes en nuestra vida pueden llegar a causar una depresión crónica.
  • Genética: Las investigaciones indican que tener familiares cercanos con depresión puede duplicar el riesgo a que una persona la desarrolle.

¿Cómo dejar de vivir con depresión crónica?

¿Cómo salir de la distimia?

En el caso de que hayas sido diagnosticado/a con el trastorno depresivo persistente, además de acudir a un psicólogo profesional, también puedes seguir los siguientes consejos.

  • Evitar el alcohol y otras sustancias
  • Crea rutinas diarias que te ayuden a estructurar tu día.
  • Llevar una dieta saludable
  • Establece un horario de sueño constante.
  • Realiza ejercicio de manera regular varias veces a la semana.
  • Sal de casa (y de tu zona de confort) y aprovecha para salir con tus amigos/as
  • Practica técnicas de manejo del estrés como la respiración profunda y la meditación.

En muchas ocasiones para el perfil de una persona depresiva intentar seguir estos consejos será todo un reto. Por ello, es importante centrarse en pequeños cambios que vayan mejorando el día a día de la persona. Lo importante es trabajar nuestro interior, siempre junto a un psicólogo profesional, para salir de esta depresión crónica.

PUBLICIDAD

psicólogos
Linkedin
Escrito por

MundoPsicologos.com

Bibliografía

  • Block, D (2020). An Overview of Persistent Depressive Disorder (Dysthymia). Very Well Mind. https://www.verywellmind.com/what-is-dysthymia-dysthymic-disorder-1066954
  • Saling, J (2019). Double Depression. Web MD. https://www.webmd.com/depression/double-depression
  • GT, (2021). Persistent Depressive Disorder (Dysthymia). Good Therapy. https://www.goodtherapy.org/blog/psychpedia/dysthymia

Deja tu comentario

PUBLICIDAD

últimos artículos sobre depresión