El miedo ante un contagio de COVID-19

En los últimos dos meses me llaman muchas personas para contarme que sienten mucho miedo a contagiarse , como un miedo irracional que no controlan.

10 AGO 2020 · Lectura: min.
El miedo ante un contagio de COVID-19

Muchas de las emociones que expresan son estas:

“Me atemoriza la idea contagiarme”

“Tengo miedo a la enfermedad y sobre todo a la muerte”


Es normal tener miedo, ya que forma parte de un mecanismo de defensa ante un peligro inminente. No nos han preparado para esta pandemia que arrasa con todo lo que se ponga por delante. Hemos oído y visto que amigos, familiares o conocidos han fallecido por el Covid-19 y eso nos atemoriza. Lo que proyectamos ante dicha situación es que “en cualquier momento me puede pasar a mi y no tengo ningún control sobre ello”.


La incerteza, el no saber, la falta de medios en muchos casos, qué nos deparará el futuro.. genera malestar y somos conscientes de que no hay una solución próxima.

Entiendo perfectamente el miedo paralizante que puedes estar viviendo en todo momento. Sentirnos privados de libertad, de relacionarnos socialmente, de ilusiones perdidas o que no podemos materializar, nos quita lo más preciado que tenemos y todo ello es fruto de trastornos como la ansiedad y estados deprimidos.

¿Es exagerado el miedo que tengo?


Seguramente si miras un poco hacia adentro puedas identificar que hace mucho tiempo atrás que ya tenías cierto miedos como  a los espacios cerrados o abiertos, a morir, a los ascensores, a alguna enfermedad, a quedarte en el paro, al abandono….

Si a todos esos miedos, añadimos el miedo al lo que está por venir, nos encontramos con la paradoja de que a lo que se teme es al propio miedo y entramos en un bucle del que no sabemos salir, ni cómo hemos entrado, ni cuánto tiempo va a durar. Entonces  nos damos cuenta de tenemos actitudes un tanto hipocondríacas.

¿Qué me genera el miedo?

Es posible que hayas dejado de realizar actividades cotidianas que antes del covid las hacías con naturalidad. Y es posible que ahora te de sensaciones de miedo salir a pasear o a comprar y mandes a tu pareja o hijos porque lo pasas mal con el solo hecho de pensarlo. La idea de salir y pensar que te puede contagiar es muy intensa.

No acabas de integrar cómo muchas personas están prácticamente “haciendo su vida” de una forma natural, salen, van a sitios donde ya iban antes como terrazas, gimnasios, salidas nocturnas, viajes.. Y a tí eso no te crea ilusión y felicidad sino decepción, frustración, rabia,tristeza, miedo... por el simple hecho que no lo entiendes y tampoco te sientes preparado a ningún nivel para dar ese paso hacia la libertad.

En estos meses algunos pacientes me decían:

“Me cuesta salir a la calle”

“No me atrevo a subirme al tren con tanta gente”

“Me da miedo que se me crucen personas sin mascarilla”

“No saldré a la calle hasta que salga una vacuna”

“Le pido a un amigo que me haga la compra”

“Le pido de manera obsesiva a mis hijos que no se quiten la mascarilla delante de amigos”.

¿Somatización o es imaginario?


Algunos pacientes me explicaban que sentían dolores en la garganta, sensaciones de ahogo, muchas ganas de toser, presión en los pulmones, todo esto les llevó a pensar que tenían el Covid-19. 

Cuando hay un nivel de estrés importante causado por la rumiación y cierto grado de obsesión se genera un caldo de cultivo perfecto para poder somatizar: tensión, contracción muscular, trastornos del sueño, irritabilidad, dolores de cabeza, eccemas, psoriasis y una larga lista de síntomas que se expresan en nosotros de maneras muy diferentes causadas por el miedo, estrés y mucha carga de tensión.

Si experimentas alguno de estos síntomas acude a un profesional que te ayude lo más rápidamente posible a hacer un buen encuadre de lo que te está pasando y que te ayude a encontrar la solución a la mayor brevedad. Somos profesionales en reducir esa manera, muchas veces exagerada, de interpretar la realidad consiguiendo reducir los síntomas.

Tienes que partir de la base que si te proteges bien con mascarilla y geles hidroalcohólicos  no tiene porque pasarte nada y las personas que no las lleven es su problema, tengan o no  problemas de respiración y puedan llevarla.

Lo más importante es que cada uno va a su ritmo en la forma de enfrentarse a la desescalada frente al Covid 19.

Acepta que todo en esta vida no se puede controlar y tampoco hace falta.

Si tienes miedo a salir a la calle, mira de hacerlo de manera gradual y si lo crees necesario intenta que alguien te acompañe, procura a salir en horas que se adapten a ti, cuando la gente está comiendo o cenando, haz paseos cortos y repetidos en los días siguientes, evita grupos o afluencia de muchas personas. Intenta siempre llevar guantes y algún gel para utilizarlos en el momento que decidas. Si esto te produce más seguridad y confianza, ¡adelante! Es muy posible que muchas personas no entiendan el porqué de tu manera de actuar. No hace falta que lo entiendan, tu a lo tuyo. El preservar la vida a cualquier precio es la mejor opción, y por encima de todo sé feliz y no dudes en contactar con un buen profesional que te ayude a superarlo.

Escrito por

Joan Ramon Soto Cifuentes

Ver perfil
Deja tu comentario

últimos artículos sobre ansiedad