Acceso centros Añade tu centro gratis

La marihuana, la llave que abre la puerta de enfermedades psiquiátricas

<strong>Artículo revisado</strong> por el

Artículo revisado por el Comité de MundoPsicologos

Las drogas tienen tres finales, la muerte, la cárcel o una enfermedad mental, y la única duda es cual de ellas nos va a llegar antes.

28 MAR 2019 · Lectura: min.
La marihuana, la llave que abre la puerta de enfermedades psiquiátricas

Muchas personas creerán que este titular es algo para llamar la atención, que es la típica frase que luego cuando ves el desarrollo de la noticia no aparece, o no tiene nada que ver, pero este no seria el caso que nos ocupa. Las drogas tienen tres finales, la muerte, la cárcel o una enfermedad mental, y la única duda es cuál de ellas nos va a llegar antes. Puede que el consumo sea esporádico, y no lleguemos nunca a sufrir esa enfermedad, ni que nuestro consumo llegue a delinquir para conseguir dinero, y morir finalmente de alguna otra cosa.

La marihuana puede desarrollar la aparición repentina de enfermedades psiquiátricas como depresión, ansiedad y esquizofrenia, según se desprende de todos los estudios serios que se hacen. "La marihuana funciona como una llave, y si alguien tiene el gen dormido de una enfermedad psiquiátrica, esa droga lo puede activar” es la frase que escuché decir a un relevante psiquiatra mexicano, y que resumió como nadie los efectos de la droga.

A menudo se habla de la legalización de la misma en algunos países. Siempre se pone ejemplo a Holanda donde su consumo es legal, pero ya en 2013 registraron el nivel de atención sanitaria por problemas de adicción más alto de la Unión Europea. Y no vale el ejemplo de Suiza donde se ha legalizado en temas terapéuticos, porque se trata de una planta modificada para que no provoque ningún efecto alucinógeno y evitar su toxicidad con niveles de cannaboides por debajo del 1% de una planta normal.

En su estado normal la hoja de marihuana tiene en su interior un total de 66 cannabinoides, que son moléculas de alcoholes, de los cuales el conocido como Delta 9 o THC es el causante de las alteraciones que sufre quien la consume. El THC evita dolores terribles en enfermos de cáncer terminal, y destaquemos aquí lo de terminal, puesto que en estas personas no teniendo ya posibilidades de sanación no es un problema pensar que en un futuro desarrollen ninguna patología mental, pues no tendrán la suerte de tener ese futuro. También se ha venido utilizando tanto en pacientes con cáncer como enfermos graves de SIDA para estimular el apetito y mantener la alimentación. En una persona sana, ese consumo de THC será la causa de los daños que terminará, en mayor o menor medida por sufrir.

A menudo se está banalizando estos daños, y incluso se inventan estudios que pretenden minimizar los daños a largo plazo, pero esto no cambia la realidad. Si una persona sana empieza en este momento a consumir, y en mucha mayor medida si es alguien por debajo de los veinte años, llegará a sufrir durante su vida como mínimo esos efectos de depresión y perdidas cognitivas más o menos importantes, es decir un envejecimiento prematuro más o menos importante según sea el consumo que se haya hecho. Nunca el efecto será ni positivo ni neutro. 

Escrito por

Dr. Jaume Guinot

Ver perfil
Deja tu comentario
4 Comentarios
  • Isabel de Sousa

    Nuria Lopez se bien por lo que pasas, tengo un hijo exactamente igual, incluso ha tenido un ingreso..., pero personas que quizas fumen y tomen otras drogas y no les pase nada ( de momento) piensen como los ptros dos comentarios, pero...cuando ves a un hijo...hermano..sufrir(porque nosotros sufrimos pero él sufre muchidimo tambien)...y no puedes hacer nada...y buscas ayuda y nadie te la da...porque es mayor de edad...te sientes sola ante algo que le destruye y no puedes hacer nada...solo verle destruyendose..con miedo de que algún dia pueda ocurrir una desgracia..con él o con alguien de alrededor y...nos vemos impotentes porque aún haya gente como estos dos que no tienen ni idea de lo que puede ocurrir con las drogas por muy inocuas que les parezca..mientras exista gente así ....tendremos que ver a nuestros hijos..hermanos...sobrinos..etc. como se destruyen sin que podamos hacer nada...

  • Nuria lopez

    Pues mi hermano a raíz de fumar marihuana y tomar cocaína alguna vez esporadica tiene esquizofrenia tambien tubo ansiedad persecutoria y un sin fin de cosas y era una persona normal la tomaba los fines de semana .Actualmente no trabaja ,habla solo .etc.......antes trabajaba en las mejores tienda de moda y esto le paso con 26 años encima no quiere ser tratado porque no asume la enfermedad que tiene y no tenemos ninguna ayuda . Espero que no le pase a nadie ni a ninguna familia porque es muy duro.

  • Cristian Ángel Soñer Molina

    Hacer noticia sin datos objetivables ni método científico no es hacer noticia, es hacer amarillismo. El consumo de ansiolíticos y antidepresivos durante años, para enfermedades crónicas, eso sí que es bueno... sobre todo para la industria de la farmacia, que lo quiere todo.

  • David Martins

    Y las pruebas las tenemos diariamente en la calle con casos elevadísimos de... DE NADA. Se le puede hechar la culpa a las drogas, en ningún caso se le hecha la culpa a que la vida está obstaculizándonos y poniéndonos en situaciones de estrés que nos pueden perfectamente causar enfermedades así sin ayuda de drogas ni estupefacientes. Un artículo así, que simplemente es real porque lo escribes tú y lo piensa mucha gente, ya es real sólo porque aparece en internet. Quiero algo que lo demuestre, estudios abalados científicamente, gráficas de alguien sano comparadas a algún fumador de marihuana. Y no poner gráficas de un deportista con buenos hábitos alimenticios con un trabajo de oficinista sin estrés contra un albañil que a duras penas llega a fin de mes y tiene mucho estres y nervios encima y fuma. Los artículos deberían ser más completos, no escribir lo que le sale de la manga a cada uno por recibir la aprobación de la mayoría social que cree como tú, porque está claro que te darán la razón y te aplaudirán.

últimos artículos sobre drogadicción