Neuropsicología, un nuevo enfoque para los trastornos infantiles

El correcto desarrollo del sistema nervioso se realiza entre los 0 y 7 años. De no ser así, el niño comenzará a mostrar disfunciones que con el tiempo cristalizarán en trastornos más serios.

7 ENE 2015 · Lectura: min.
Neuropsicología, un nuevo enfoque para los trastornos infantiles

Una de las primeras cosas que los padres hacemos cuando nace nuestro hijo es chequear el cuerpo del pequeño. Contamos los dedos de los pies y de las manos, observamos sus ojos, sus orejas, la boca, etc. Queremos comprobar que todo está en su sitio, que todo marcha bien. Esta comprobación es relativamente sencilla ya que se trata del exterior, pero ¿Cómo podemos comprobar lo que no se ve?

En estos casos, solemos dejar que el tiempo pase y vamos realizando comparaciones con la información de otras madres, del pediatra, de libros de consulta. En algunos casos los padres comienzan a sospechar sobre algún aspecto en concreto, tarda en caminar o en hablar, parece ausente o no se relaciona con niños de su edad. A partir de los 3 años, cuando el niño comienza el colegio, esas sospechas pueden verse aumentadas al estar diariamente con niños de su misma edad y aumentar las exigencias cognitivas.

Es en este punto, con solo 3 años, cuando el niño puede comenzar una espiral de fracasos que le llevará a establecer creencias sobre su valía que permanecerán mucho tiempo en el mejor de los casos, o toda la vida en el peor de ellos. Aunque es muy pequeño, él ya puede darse cuenta de que sus compañeros hacen tal o cual cosa y él no puede.

En el colegio a esta condición se le llama diversidad. Pero ¿y si no fuera diversidad? ¿Y si realmente el niño tiene una disfunción? Lamentablemente esto suele esclarecerse en edades posteriores, normalmente a lo largo de primaria, cuando las tareas aumentan en complejidad y requieren que el niño tenga perfectamente establecidos los aprendizajes de base.

Los aprendizajes de base dependen al 100 por 100 de que el sistema nervioso del niño sea capaz de percibir correctamente. Aunque la base física del oído, el tacto, la visión, el gusto, el olfato y la propiocepción (la percepción de uno mismo) estén en perfecto estado, puede que a nivel neurofuncional (el procesamiento del sistema nervioso central de dichas señales) esté inmaduro o desorganizado.

Todas las pruebas psicopedagógicas que realicemos en esa etapa de primaria, medir el CI, la competencia lectora, el razonamiento, etc, arrojarán resultados que no reflejan una causa, sino un síntoma. En muchos casos, el niño lee mal no porque tiene una inteligencia baja, más bien, el resultado del test es bajo porque no sabe leer bien y no sabe leer bien, porque la ordenación neurológica no se realizó correctamente.

Una mala ordenación neurológica puede observarse en los resultados académicos pero también en los problemas de conducta o en los de regulación emocional. El uso tan extendido de medicación en estos casos, enmascara pero no resuelve el problema. Los programas orientados a la práctica masiva de aquello en lo que falla el niño, es igual que intentar que un coche corra con las ruedas deshinchadas. Si bien es cierto que a hablar se aprende hablando y a escribir escribiendo, antes hay que poner a punto el sistema para no acabar en frustración y ansiedad infantil que terminará en ira adolescente.

La neuropsicología se centra en la búsqueda de las causas. Detecta el foco de la desorganización neural y trabaja en ella. Una vez que el sistema está organizado, ya podemos trabajar con programas de enfoque psicopedagógico.

Deja tu comentario
2 Comentarios
  • Equipo de Mundopsicologos

    Hola Eva! Te recomendamos que busques entre la selección de centros de Sevilla que ofrecen el servicio de neuropsicología: https://www.mundopsicologos.com/search?search=neuropsicologia+sevilla&btn_search= Envía tantas solicitudes como quieras. ¡Mucha suerte!

  • Eva Rodriguez de Quesada

    Hola, soy de Sevilla y a pesar de percibir en mi hijo de 3 años anomalías en el aprendizaje y por ello haber intentado conseguir un diagnóstico, hoy que mi hijo tiene 10 años todavía no tengo un diagnóstico claro y mucho dinero gastado para ser evaluado finalmente por personas que dicen ser profesionales y solo van a lucrarse, por ello estoy pérdida y decepcionada. ¿Tienen constancia de un centro con neuropsicólogos para aconsejarme en Sevilla? Gracias

últimos artículos sobre neuropsicología