¿Apegados o atrapados?

Con frecuencia confundimos estar apegado con estar atrapado. Son términos diferentes, no sinónimos ya que los apegos no son necesariamente malos salvo que, quedemos atrapados....

7 SEP 2015 · Última modificación: 16 OCT 2020 · Lectura: min.

PUBLICIDAD

¿Qué significa estar apegados o atados a los demás?

Llevo tiempo queriendo escribir sobre un asunto, no estoy segura de si lo que voy a escribir tiene algún sentido para vosotros, pero espero que me ayudéis con vuestras opiniones. Veo en ocasiones frases por todas partes del tipo: aferrarte a las cosas y a las personas te hace sufrir..., libérate de ataduras y vive sin condicionantes... En términos generales no es que me disgusten estos comentarios, lo que me parece es que hay cierta confusión.

Diferencia entre apegados y atrapados

En la humilde opinión de una servidora, "atarse" como sinónimo de aferrarse a alguien con la finalidad de obtener a través de esa persona seguridad, prestigio o fama, estabilidad económica... O, como sucede en ocasiones, "atarse o aferrarse" a animales, un coche de lujo, una casa ostentosa, etc. esperando que estos seres u objetos nos proporcionen el cariño o el estatus que de otro modo no tendríamos, es malo.

Todo esto es verdaderamente malo, pues no deja de ser una mentira y no deja de ser una dependencia, de modo que, si esto desaparece de nuestras vidas porque no hemos sido capaces de consérvalo, entre otras cosas, porque nada verdaderamente fuerte sujetaba a estas personas o cosas a nosotros, pues estamos "vendidos" y, por tanto, bien fastidiados.

En cambio, existe otra perspectiva. Cuando estamos "sujetos" a algo, o a alguien, y la palabra "sujeto" sería sinónimo de "unido", tenemos una vida ordenada, equilibrada y querida. Nos unimos al afecto de nuestros hijos, nuestras parejas, lo que ellos nos proporcionan. Estamos unidos a nuestros padres, abuelos, primos... a nuestros amigos.

Estamos unidos cuando no deseando nada de esas personas, nos sentimos, en cambio, inseparablemente próximas a ellas. Cuando la pérdida de alguno no nos hace más pobres, ni menos valerosos, ni menos deseados, sino que nos deja vacíos y un hueco irreemplazable.

Por qué no deberíamos estar atados

¿Por qué no deberíamos estar atados a otros?

¿Que se sufre por la pérdida de aquello a lo que nos sentimos unidos, a los que nos sujetamos afectivamente? Claro, se sufre mucho, pero también se vive intensamente mientras se tiene y se disfruta, aún luego de perderse, mientras se recuerda. Estar unido nos proporciona "sujeciones", estructuras emocionales de estabilidad, es bueno y necesario y sería un error evitarlo para evitar el dolor.

Pero, ¡no puedo dejar de pensar en las confusiones! Me refiero a las situaciones en las que creemos actuar correctamente aceptando sin cuestionar hechos que nos "atan" a otros, pues obedecemos al "deber ser" socialmente aceptado como bueno para todos, lo justificamos como situaciones necesarias que se deben soportar pero, en el fondo sabemos, que esto no es bueno para nosotros, o, ¿qué es lo que sucede con esos matrimonios de postín? ¿esos que abusan de los que les rodean por el mero hecho de ser familiares? ¿los que se dejan los ahorros de dos vidas por tener la vivienda más lujosa de todas? ¿de los amargados en sus trabajos con relaciones envenenadas que lo aceptan bajo la premisa de la obligación?... Dicen estar unidos a sus parejas, familiares, o contratos, dicen que es lo correcto y lo bueno para su estabilidad, pero ¿no es miedo lo que hay bajo este manto de apariencia? ¿miedo a transformar el "atarse" por un "sujetarse" por el coste social que eso implicaría? ¿Sabemos cuando es una palabra o la otra la que opera en nuestras vidas?

PUBLICIDAD

Escrito por

Bienstar-Psicoayuda

Ver perfil

Bibliografía

  • Hazan, C. & Shaver, P (1994).  Attachment as an organizational framework for research on close relationship. Psychological Inquiry. 5 1-22.
  • Fraley, C (2018). Adult attachment theory and research. Psychology Illinois. http://labs.psychology.illinois.edu/~rcfraley/attachment.htm

Deja tu comentario

PUBLICIDAD

últimos artículos sobre terapias de pareja