5 Señales de que no te valoras lo suficiente: ¿Cómo valorarse a uno/a mismo/a?

¿Cuáles son las actitudes que indican que no nos valoramos lo suficiente? ¿Qué podemos hacer para aprender a valorarnos más? Descubre las claves para aprender a priorizarte y valorarte.

23 AGO 2022 · Última modificación: 19 SEP 2022 · Lectura: min.

PUBLICIDAD

¿Cómo valorarse más?

Saber valorarse a uno/a mismo/a juega un papel decisivo en la manera en la que te ves y te tratas a ti. De hecho, el valor propio y la autoestima están muy ligados. Pero, ¿qué podemos hacer para valorarnos más a nosotros/as mismos/as?

¿Por qué es importante valorarse?

El valor propio nos permite actuar y comportarnos de una manera alienada a nuestros valores e ideas. Por lo tanto, saber valorarse influye tanto en la forma en la que hablamos con las personas o en cómo desarrollamos las acciones de nuestro día a día. De hecho, la autoestima y el valor propio se suelen alimentar mutuamente. Cuando las personas aprenden a valorarse a sí mismas, no solo nutren su autoestima, sino que mejoran tanto sus relaciones con los demás con ellos/as mismos/as.

¿Cómo saber si me valoro a mi mismo/a?

Las personas que no se valoran suelen comportarse de una manera en la que se perjudican a sí mismas de manera inconsciente debido a su falta de autoestima. Algunas de las señales comunes que pueden indicar que no te valoras lo suficiente son las siguientes:

  1. Intento de complacer a los demás: Las personas que no se valoran suelen poner en el foco de sus prioridades los demás antes que ellos/as. En algunos casos incluso pueden llegar a ignorar sus necesidades y deseos debido a ello.
  2. Permites que los otros te traten mal: Una señal común que puede indicar una falta de valor propio es precisamente decir ‘lo siento’ cuando alguien hace algo molesto que no está bajo tu responsabilidad. Es decir, acabas asumiendo los errores de los demás o incluso permites que los de tu alrededor te traten con malos gestos y palabras.
  3. No te sientes auténtico/a: Cuando existe una falta de valor propio, las personas suelen acabar sintiéndose menos ‘ellas mismas’. La razón es que cuando no nos valoramos podemos llegar a comportarnos de una manera poco fiel a nuestros valores, lo que acaba generando este sentimiento.
  4. Descuidas tus propias necesidades e intereses: Al anteponer las necesidades de los demás antes que las tuyas, puedes acabar perdiendo el respeto por ti mismo/a y dejar de enfocarte en aquello que realmente deseas para ti. Es decir, acabar olvidándote a ti para intentar beneficiar antes a los de tu alrededor.
  5. Te valoras en función de las opiniones o influencias externas: Nuestro valor debe proceder del interior y no estar sujeto a los eventos o situaciones que puedan suceder en el exterior. Por lo tanto, una clara señal de que no te valoras es que te dejas influenciar demasiado por las opiniones de los demás. De hecho, muchas personas suelen basar su valía personas en los logros o éxitos cuando esto puede acabar pasando factura debido a que no siempre saldremos victoriosos de todas las situaciones a las que nos enfrentamos.

Estas son algunas señales que pueden indicar que no te valoras lo suficiente. Si crees que este puede ser tu caso, es importante que acudas a un psicólogo/a profesional.

Claves para valorarse más

¿Cómo valorarse a uno/a mismo/a?

Podemos aprender a valorarnos más a nosotros/as mismos/as. De hecho, algunas de las maneras en las que podemos trabajar este aspecto son las siguientes:

  • Reconoce a tu crítico interno: Todos tenemos en nuestro interior una voz que quizá no es del todo amable con nosotros/as. Si esta voz se interpone cuando tenemos ideas y proyectos o nos persuade para no salir de nuestra zona de confort, se trata de una señal de que debemos trabajar en nuestra autoestima y valor propio. De esta forma, tener conciencia de que existe este crítico interno es una de las claves para poder recuperar el poder ante esta voz.
  • Sé asertivo/a: Para valorarse más a sí mismo/a es importante practicar la asertividad. Por ejemplo, si alguien te hace un cumplido, en lugar de negarlo, intenta recibirlo con gratitud. La asertividad significa poder aceptar aquello que nos merecemos, sin negarlo.
  • Aprende a agradecerte y a valorarte: A veces no nos damos cuenta de cuánto esfuerzo hemos hecho para poder afrontarnos a determinadas situaciones de nuestra vida cotidiana. Para aprender a valorarte más debes intentar estar más agradecido de todo aquello que haces. De hecho, el camino fácil es ser crítico y desear haberlo hecho mejor, pero en realidad es mejor enfocarte en aquellos progresos que has conseguido.
  • Perdónate a menudo: Si las cosas no salen según lo habías planeado, debes aprender a practicar el perdón contigo mismo/a. Aferrarse a un rencor, ya sea hacia los demás o hacia ti mismo/a, acaba perjudicándote más de lo que te ayuda.
  • Practica afirmaciones: Las palabras que nos decimos a nosotros/as mismos/as tienen una gran influencia en nuestros pensamientos, emociones y decisiones. Por ello, practicar afirmaciones positivas o motivadoras puede ayudarte a valorarte más.
  • Deja de compararte: Nuestro valor acaba viéndose afectado si no paramos de compararnos con los demás. De hecho, siempre que nos comparamos con los de nuestro alrededor, solemos pensar que nos falta algo que ellos/as sí tienen. Ante estos sentimientos, en lugar de centrarte en los que otros tienen, intenta poner atención en cómo te superas a ti mismo/a y compárate con tu yo del pasado.
  • Acéptate: De nada sirve revivir tu pasado y centrarte en aquellos ‘errores’ que cometiste. Tampoco sirve centrarte en todo lo que puedes mejorar en un futuro hipotético. La clave para valorarse a uno/a mismo/a es precisamente centrarse en el presente, es decir, en lo que eres ahora. Aceptarse no implica conformarse, sino saber qué es lo que tienes y valorarlo.
  • Aprovecha las oportunidades: En lugar de ver los desafíos o los problemas desde una perspectiva negativa, intenta aprovechar estos instantes como si fueran oportunidades para tu desarrollo. Al estar ante un problema, valorarse implica enfocarse en las fortalezas e intentar afrontarlo con estas habilidades en lugar de centrarse en lo negativo de la situación.

Estas son algunas de las formas en las que podemos valorarnos más a nosotros/as mismos/as. Es obvio que para aprender a aceptar nuestro valor debemos trabajar en nuestra autoestima. Por lo tanto, si crees que no te valoras lo suficiente, es recomendable que acudas a un profesional de la salud mental. El valor empieza por ponerte a ti como prioridad.

PUBLICIDAD

Escrito por

Jaume Guinot Linkedin

Psicólogo
nº colegiado: 17674

Su trabajo como psicólogo incluye también el trabajo de sexólogo y de hipnoterapeuta. Entre otros temas, se ha ido especializando en temas de adolescentes, parejas y adicciones. En los temas de sexología trabaja las dificultades o disfunciones sexuales. Dentro de la hipnosis actúa sobre la adicción al tabaco o adelgazar, pero también control de impulsos y ansiedad.

Ver perfil

Bibliografía

  • Ackerman, C (2016). What is Self-Worth & How Do We Build it? (Incl. Worksheets). Positive Psychology. https://positivepsychology.com/self-worth/
  • Sariapalli, V (2021). 8 Examples of Low Self-Esteem and What to Do. Psych Central. https://psychcentral.com/health/common-patterns-of-low-self-esteem   

Deja tu comentario

PUBLICIDAD

últimos artículos sobre autoestima