Trastorno negativista desafiante: ¿Qué es y cómo detectar estos problemas del comportamiento?

¿Qué es el trastorno negativista desafiante? ¿Cómo podemos detectar si nuestros hijos/as tienen este trastorno del comportamiento? Descubre los síntomas y cómo abordar este trastorno.

29 NOV 2021 · Lectura: min.

PUBLICIDAD

El trastorno negativista desafiante

El trastorno negativista desafiante se trata de un trastorno del comportamiento que suele afectar a niños y adolescentes que muestran un patrón del estado de ánimo constantemente desafiante, agresivo, de mal humor y combativo hacia las figuras de autoridad (como padres y maestros). Este trastorno acaba por afectar tanto la vida personal como escolar de aquellos que lo padecen. Pero, ¿Cómo podemos detectarlo y cuándo es necesaria la intervención de un profesional de la salud mental?

¿Qué es el trastorno negativista desafiante?

El trastorno de oposición desafiante (TND) se trata de un trastorno que generalmente surge durante la infancia, entre los seis y los ocho años y que puede llegar a durar hasta la edad adulta.

El trastorno oposicionista desafiante es mucho más que las ‘rabietas’ normales durante la niñez. De hecho, la frecuencia y la gravedad de esta conducta desafiante suele acabar causando dificultades tanto en el ambiente familiar como en la escuela. En muchas ocasiones el trastorno negativista desafiante se relaciona con otros problemas de aprendizaje relacionados con el comportamiento.

Tipos de trastorno negativista desafiante

Existen dos tipos de trastorno negativista desafiante:

  • TND en el inicio de la infancia: Este trastorno del comportamiento se presenta en una edad temprana y requiere de la intervención de un especialista para poder evitar que el trastorno acabe en conductas desafiantes mucho más graves.
  • TND de inicio en la adolescencia: Comienza repentinamente en los primeros años de la adolescencia y acaba provocando muchos conflictos tanto en el hogar como en la escuela.

Síntomas del trastorno negativista desafiante

Los niños/as o adolecentes que muestran este trastorno del comportamiento suelen suponer un desafío para padres y educadores. Su conducta suele ser agresiva ante las figuras de autoridad y sus interacciones con los demás también suelen comportar diferentes problemáticas. Principalmente, los signos y síntomas más comunes en el trastorno negativista desafiante, son los siguientes:

  • Molestarse fácilmente
  • Causar conflictos recurrentemente
  • Rabietas frecuentes
  • Baja tolerancia a la frustración
  • Mentir habitualmente
  • Mal humor y enojo no provocado
  • Hacer caso omiso de las exigencias de las figuras autoritarias (padres, profesores)
  • Actitud agresiva intencionada de los demás

Es importante tener en cuenta que estas conductas desafiantes aparecen de manera diferente en cada caso. Normalmente, los niños/as con este trastorno oposicionista desafiante suelen presentar este comportamiento tanto en el hogar como en otros entornos.

Diagnóstico del trastorno negativista desafiante en el DSM-5

Según el DSM-5, el diagnóstico de este trastorno del comportamiento requiere que el niño/a tenga la gran mayoría de los siguientes síntomas. Estos síntomas deben ocurrir durante al menos seis meses y tener un impacto negativo tanto en el funcionamiento social, educativo u ocupacional:

  • Estado de ánimo agresivo/ irritable: a menudo está resentido/a o furioso/a. También se molesta fácilmente y es muy suceptible.
  • Conducta desafiante: Muestra una actitud desafiante ante figuras de autoridad o adultos. Suele negarse a cumplir con las solicitudes de figuras de autoridad y a menudo se molesta deliberadamente con los demás.
  • Venganza: Ha sido rencorosa/a o vengativo/a al menos dos veces en los últimos seis meses.

Cómo se aborda este trastorno de la conducta

Causas de este trastorno de la conducta infantil

Actualmente las investigaciones no han determinado una causa conocida del trastorno negativista desafiante. A pesar de ello, la causa trastornos del comportamiento se relaciona con una combinación de factores biológicos, psicológicos y sociales.

Factores biológicos:

  • Un padre con antecedentes de trastorno por déficit de atención / hiperactividad (TDAH) o trastorno negativista desfiante
  • Un padre con un trastorno del estado de ánimo (como depresión o trastorno bipolar).
  • Un padre con un trastorno por uso de sustancias
  • Una madre que fumó durante el embarazo.
  • Niveles anormales de neurotransmisores en el cerebro.
  • Exposición a toxinas
  • Deterioro en la parte del cerebro responsable del razonamiento, juicio y control de impulsos.
  • Nutrición pobre

Factores psicológicos:

  • Padres negligente o ausente
  • Una mala relación con los padres
  • Dificultad o incapacidad para formar relaciones sociales o procesar señales sociales.

Factores sociales:

  • Abuso o negligencia
  • Entorno caótico
  • Inestabilidad familiar (como divorcios o mudanzas frecuentes)
  • Disciplina inconsistente
  • Falta de supervisión
  • Padres no involucrados con la crianza

En algunos casos, el trastorno negativista desafiante aparece junto a otros trastornos de la conducta o problemas de la salud mental, como puede ser el trastorno por déficit de atención o hiperactividad (TDAH), trastornos de ansiedad, depresión, trastorno bipolar o trastornos del lenguaje.

Tratamiento de los trastornos del comportamiento

En el caso de que tu hijo/a presente el trastorno negativista desafiante es importante que se empiece con la intervención lo antes posible. Normalmente, el tratamiento junto a un psicólogo/a profesional implica lo siguiente:

  • Terapia familiar: Para abordar la conducta desafiante, los psicólogos/as pueden invitar a padres y hermanos a que asistan a la terapia junto al niño/a para mejorar las interacciones y relaciones familiares.
  • Psicoterapia: La terapia individual puede ayudar a los niños/as a aprender nuevas habilidades como puede ser el manejo de la ira y el control de los impulsos.
  • Entrenamiento de habilidades sociales: Los niños/as y los adolescentes desafiantes pueden presentar muchas dificultades en sus relaciones personales. Por lo tanto, un buen método para ayudarles implica entrenar las habilidades sociales para evitar esta clase de comportamientos.

¿Cómo tratar a un niño/a negativista desafiante?

Si tus hijos/as presente este trastorno del comportamiento es importante acudir a un psicólogo/a profesional para abordarlo con el mejor tratamiento posible. Además, también puedes guiarte por lo siguiente:

  1. Ofrece recompensas por el buen comportamiento
  2. Elogia aquel comportamiento positivo
  3. Evita las luchas de poder
  4. Establece límites claros
  5. Sigue un horario y una rutina específicos
  6. Pasa tiempo junto a ellos/as intentando hacer cosas que ambos disfrutáis
  7. Busca apoyo para ti si lo requieres

Estos son algunos consejos que te ayudarán a poder afrontar el trastorno negativista desafiante de tu hijo/a. A pesar de ello, es relevante enfatizar que el comportamiento desafiante no cambiará de un día a otro y que por lo tanto, el cambio requiere de esfuerzo y constancia tanto por los padres como para los niños/as.

PUBLICIDAD

psicólogos
Linkedin
Escrito por

MundoPsicologos.com

Bibliografía

  • Logsdon, A (2020). What Is Oppositional Defiant Disorder (ODD)? Very Well Mind. https://www.verywellmind.com/what-is-oppositional-defiant-disorder-2161913
  • Oppositional Defiant Disorder. Psychology Today. https://www.psychologytoday.com/us/conditions/oppositional-defiant-disorder
  • Nazario, B (2020). Oppositional Defiant Disorder. Web MD. https://www.webmd.com/mental-health/oppositional-defiant-disorder  

Deja tu comentario

PUBLICIDAD

últimos artículos sobre psicología infantil