Razones de la falta de deseo sexual: ¿Cómo podemos solucionarlo?

¿Tienes una falta de deseo sexual? Encuentra las razones más comunes por las que sufrimos esto y cómo podemos solucionarlo a través de la psicología.

9 OCT 2014 · Última modificación: 30 JUN 2021 · Lectura: min.

PUBLICIDAD

¿Cómo solucionar la falta de apetito sexual?

En la mayoría de casos, las personas en una relación tienen diferentes grados de apetito sexual. Tanto es así que el deseo sensual no sólo varía de una relación a otra, sino que además también cambia durante todo el transcurso de nuestra vida.

Una de las quejas más comunes durante una relación en una pareja es la falta de libido o falta de deseo sexual por parte de uno de los integrantes del vínculo. Esta situación puede ir precedidas de tanto por razones psicológicas e interpersonales por parte de la persona que sufre una pérdida del apetito sexual.

¿Cuándo hablamos de falta de deseo sexual?

Decir que existe una pérdida del apetito sexual es muy relativo. En muchas ocasiones quizá estamos percibiendo que nuestra pareja simplemente tiene un ritmo o más acelerado o más pausado en las relaciones íntimas.

Aun así las personas que experimentan una falta de deseo sexual no sólo ven una decadencia es un ritmo en las relaciones de este estilo sino que además lo identifican con un problema que les causa malestar personal y en  vínculo con su pareja. Hablamos de un problema en la falta de apetito sexual cuando este sentimiento nos causa estragos en nuestra vida.  

A pesar de que la pérdida de apetito sexual o la pérdida de libido puede suponer un problema, lo que muchas personas no identifican es que lo contrario también tiene secuelas. Tanto el poco apetito sexual como la hipersexualidad son dos patologías que deben tratarse.

¿Qué causa la falta de deseo sexual o la inapetencia sexual?

En la gran mayoría de casos, la falta de libido en la mujer o en el hombre es debido a un problema de la intimidad de la persona. Aun así existen unas causas comunes que provocan la falta de deseo sexual.

Factores en la relación

1. Conflicto

Cuando existe un conflicto no solucionado dentro de una relación, las relaciones o la falta de sexo es lo primero que se observa en ella. Por ello, solucionar o hablar de lo que nos afecta en nuestro vínculo es un paso fundamental para disfrutar de una pareja feliz.

2. Falta de comunicación

Una de las carencias en muchas relaciones es la falta de una buena comunicación entre los dos miembros. Tanto es así que no poder expresar lo que nos gusta o aquello que no disfrutamos durante el sexo puede ser una de las causas tanto de la falta de deseo masculino como femenino.

3.  Celos o demasiado control

Cuando tenemos ciertas inseguridades personales, o carecemos de una buena autoestima, los celos pueden acudir a nosotros y dañar nuestra relación. En el momento que nos excedemos en el control del otro o acabamos con celos patológicos, quizá veamos que la falta de libido en la relación empieza a notarse.

4. Infidelidad

Uno de los motivos dónde la falta de deseo sexual es más presente es cuando surge una infidelidad en las relaciones de pareja. Cuando esto no se soluciona, debemos empezar a reconstruir nuestra confianza con el otro dejando atrás esta mala experiencia.

5. Dependencia en la pareja

En el momento que una de las partes de la pareja sólo vive para el otro y no deja un espacio para su independencia, es muy común experimentar una falta de apetito sexual. En una situación de dependencia emocional no se puede desarrollar una relación sana y disfrutar del amor en todos los aspectos.

Estos factores en la falta de apetito sexual sólo indican que hay un problema en nuestras relaciones de pareja. Por ello, es de vital importancia consultar con un psicólogo de parejas para poder dejar atrás la pérdida de apetito sexual.

Los factores de la falta de apetito sexual

Factores médicos

Además de cómo se da una relación, también existen algunas causas médicas que pueden derivar en una falta de libido en nuestra vida amorosa.

1. Relaciones sexuales dolorosas

Sentir dolor durante las relaciones sexuales puede implicar alteraciones en nuestro aparato reproductor. Por ello, debes consultar con un médico si la sensación es tan dolorosa que influye en tener una inapetencia sexual.

2. Disfunción eréctil (impotencia)

Las disfunciones eréctiles pueden ser tanto en hombres como en mujeres. Cuando se sufre de esta condición, una de las actitudes más normales es tener una pérdida de apetito sexual. Es de vital importancia en estos casos ver las causas y solucionar el problema.

3. Eyaculación retardada (incapacidad para eyacular durante el coito)

Muchos conocemos el problema de la disfunción eréctil. En cambio, pocas personas tienen conocimiento de lo que sería lo contrario. Cuando hay una eyaculación retardada, las personas no pueden llegar al orgasmo con facilidad. Tanto es así que ello acaba afectando al ánimo por hacerlo y acaba convirtiéndose en un deseo sexual inhibido o en una pérdida de apetito sexual.

4. Embarazo y lactancia

Durante el embarazo, debido a los cambios hormonales, es completamente normal experimentar una falta de deseo de sexualidad en la mujer.

Factores psicológicos

En muchas ocasiones la pérdida de libido está relacionada con un problema psicológico.

1. Depresión, ansiedad o baja autoestima

Experimentar ansiedad, problemas de autoestima o depresión es un mal común en la sociedad de hoy en día. En muchas ocasiones estas afecciones psicológicas acaban afectando tanto nuestro deseo sensual y acaba derivando en una falta de sexo. Además dejar de hacerlo hace que las personas que lo sufren acaben entrando en un círculo vicioso ya que la falta de deseo sexual acaba afectando también en sus relaciones.

2. Estrés

Estar en una época dónde hay un exceso de estrés puede ser uno de los motivos por los que experimentamos una pérdida del apetito sexual. Tanto es así que muchas personas con estrés crónico tienen problemas en sus relaciones no sólo por la pérdida del apetito sexual sino también por sus berrinches o enfados continuos.

3. Abuso del alcohol y otras drogas

Los problemas de adicciones perjudican las relaciones y nuestra salud mental en muchos más aspectos de los que imaginamos. Un suceso común en los adictos es acabar con una falta de deseo sexual debido a los continuos cambios en nuestro cuerpo por parte de las sustancias consumidas.

4. Menopausia

La menopausia es una de las etapas con más cambios en las mujeres. Tanto es así, que muchas experimentan una pérdida del apetito sexual durante esta época. A pesar de que es un proceso normal, la realidad es que a veces puede suponer un problema para la autoestima de la mujer.

¿Por qué el deseo sexual es mayor al inicio de una relación?

"El sexo está en la raíz de la vida, y nunca podemos aprender a respetar la vida profundamente hasta que comprendamos el sexo"

Havelock Ellis, médico

Cuando empiezas una nueva relación y entras en la fase de enamoramiento, todo es especial y maravilloso. Incluso el sexo. Especialmente el sexo. El deseo sexual de mantener relaciones con nuestra pareja es continuo. Sin embargo, cuando la relación de la pareja cambia de estar enamorada a ser más estable en el amor, el número de relaciones sexuales disminuye. ¿Por qué?

En primer lugar, es bueno explicar que cuando vivimos una relación sexual o un deseo sexual gratificante con una persona, nuestro cuerpo produce una serie de sustancias como la dopamina, las endorfinas y la serotonina que nos hacen sentir bien y nos hacen sentir satisfechos. Por esta razón, desarrollamos una especie de "adicción" que nos lleva a buscar este sentimiento nuevamente y, en consecuencia, a continuar teniendo relaciones sexuales con la pareja.

Sin embargo, con el paso del tiempo, este sentimiento se desvanece y nos permite esperar más tiempo entre las relaciones sexuales, como si el cuerpo olvidara más fácilmente el placer experimentado durante la última relación. Esta disminución ocurre más fuertemente en las mujeres. Según un estudio publicado en la revista Sexual and Relationship Therapy, de hecho, el deseo de tener una conexión íntima con la pareja lleva a las mujeres a tener un gran deseo sexual al comienzo de la relación que luego, con el paso del tiempo, disminuye más que el de los hombres. 

Además, en las mujeres, el deseo sexual está mucho más sujeto a fluctuaciones que el de los hombres porque está influenciado por los cambios hormonales causados ​​por el ciclo menstrual. La hormona llamada progesterona que aumenta en los días previos y durante la menstruación, por ejemplo, puede causar no solo un estado de ánimo no muy estable sino también disminuir el deseo de tener relaciones sexuales.

En cualquier caso, debemos recordar que, independientemente del sexo, la libido o el deseo sexual, los cambios dependen de la persona y el período. De hecho, los factores psicológicos, biológicos y ambientales pueden afectar nuestro deseo sexual. Si bien las hormonas tienen un fuerte impacto en la libido, no debemos olvidar que nuestro estado de ánimo también juega un papel importante. El estrés, la ansiedad o los trastornos del sueño, por ejemplo, pueden conducir a una disminución del deseo sexual.

Al mismo tiempo, un estilo de vida poco saludable, especialmente en términos de nutrición, puede causar una reducción de la libido. El envejecimiento, ciertas enfermedades, tomar ciertos medicamentos, como ansiolíticos, o ciertos procedimientos quirúrgicos también pueden desempeñar un papel clave en la reducción de nuestro deseo sexual.

Nos guste o no, por lo tanto, el deseo sexual no siempre puede ser constante, especialmente si la relación ha durado algún tiempo. Obviamente, esto no significa que tenga que prescindir del sexo. Además, si pasáramos mucho tiempo entre una relación y otra, es posible que cuando volvamos a tener relaciones sexuales con nuestra pareja podamos sentirnos menos seguros y con una mayor ansiedad por el rendimiento.

Por esta razón, siempre es deseable que cada uno de nosotros no abandone el deseo sexual y que, como resultado, continuemos explorando nuestros cuerpos libremente. El bienestar sexual individual, de hecho, puede tener un gran impacto positivo en nuestras relaciones sexuales con la pareja.

¿Cuál es el tratamiento para la falta de apetito sexual?

¿Cuáles son los tratamientos para la falta del apetito sexual?

Debido a que existen muchas causas para experimentar una pérdida del apetito sexual, la realidad es que existen ciertos tratamientos que son afectivos para la mayoría de ellos.

  • Tratamiento con psicólogos

Muchas de las afecciones que causan la falta de apetito o deseo sexual vienen de la mano de problemas psicológicos. Por ello, en la gran mayoría de casos es esencial acudir a una consulta psicológica para poder resolverlos.

  • Cambios en el estilo de vida

Cambiar nuestro estilo de vida puede hacer que aumente nuestra libido. Tanto es así que dejar atrás el estrés con ejercicios de meditación o respiración, así como potenciar un estilo de vida saludable puede hacer que aumente nuestra libido.

  • Mejorar nuestra relación

El vínculo con nuestra pareja es muy importante si realmente queremos mejorar nuestra relación así como dejar atrás el poco apetito sexual.

El sexo es un vital para cualquier relación de pareja, a pesar de que no es lo más importante, si tiene un papel bastante fundamental en cualquier vínculo. Es por ello, que debemos cuidar nuestra libido no sólo por lo demás sino también para nuestra salud mental.

PUBLICIDAD

Escrito por

Susana Sánchez Pérez

Psicóloga nº colegiado: 8829

Graduada en Psicología con especialización en salud clínica. Especialista en todo tipo de trastornos, fobias y patologías dentro de la salud mental. Psicóloga con más de 25 años de experiencia solucionando problemas de ansiedad, depresión, trastornos sexuales, problemas conductuales y trastornos en niños y adolescentes.

Ver perfil

Bibliografía

  • Dosch A, Rochat L, Ghisletta P, Favez N, Van der Linden M. Psychological Factors Involved in Sexual Desire, Sexual Activity, and Sexual Satisfaction: A Multi-factorial Perspective. Arch Sex Behav. 2016 Nov;45(8):2029-2045. doi: 10.1007/s10508-014-0467-z. Epub 2015 Mar 19. PMID: 25787208.
  • Scott, K (2020). The reasons for low libido you may not have considered. Everyday. https://www.abc.net.au/everyday/reasons-for-low-libido/11697236

Deja tu comentario

PUBLICIDAD

últimos artículos sobre psicología de parejas