Control mental: 7 técnicas psicológicas para dominar la mente

¿Crees que tu mente te domina? ¿Piensas constantemente en negativo y no puedes controlarlo? Descubre por qué es importante tener un control mental y cómo puedes hackear tu mente.

2 FEB 2021 · Lectura: min.

PUBLICIDAD

¿Cómo controlar nuestra mente de una manera eficaz?

La mente puede ser tanto nuestra mejor aliada como nuestra enemiga más feroz. Ejercer un control mental sobre ella significa poder gestionar todos tus pensamientos y por lo tanto, influir en cómo ves la vida. Saber cómo controlar la mente te permitirá interpretar la realidad con los filtros que tú deseas. Por suerte existen algunas técnicas de control mental que pueden ayudarte a coger las riendas de esta parte tan problemática de nosotros.

¿Cómo nos afecta la mente?

Dominar la mente es más difícil de lo que a primera vita pueda parecer. La razón es que su influencia tiene mucho peso en nuestro cerebro. Es por ello que tomar el control de la mente es tan difícil.

La razón principal por la que surge esta dificultad es que la mente es la precursora de la mayoría de nuestros pensamientos. Según diferentes estudios, una persona promedio puede llegar a pensar alrededor de los 70 mil pensamientos al día. Además de todas estas ideas que pasan por nuestra cabeza, la gran mayoría son improductivas y auto-abusivas, lo que supone un desperdicio general en nuestra energía.

Es por este motivo que para saber cómo controlar la mente y cómo controlar los pensamientos es vital detectar y analizar el contenido de ellos. Esta será la clave para poder recuperar el poder de ellos y volver a ser el dueño de tu mente.  

De esta forma existen diferentes formas comunes que toma la mente para ocupar todos nuestros pensamientos. Estos ‘ocupantes ilegales’ pueden aparecer de estas cuatro formas:

  • Crítico interior

Cuando el crítico interior toma el control de la mente, este está motivado por todo el dolor que ha recibido en el pasado. Tanto es así que se caracteriza por coger fuerza de la falta de autoestima y por las inseguridades que surgen en nuestro día a día. De esta forma, el crítico interior ejerce un control mental caracterizado por los siguientes pensamientos:

- Palabras hirientes de otras personas (sobre todo las de los padres)
- Pensamientos que ha creado en base a las expectativas
- Comparaciones constantes con otras personas
- Culpabilidad y dudas sobre ti mismo basadas en experiencias dolorosas del pasado

En los casos en que el crítico interior empieza a dominar la mente, el pesimismo y los pensamientos negativos están constantemente presentes en nuestro interior. De este modo, las personas que reciben esta manipulación mental pueden acabar padeciendo depresión y ansiedad como consecuencia de ello.

2. El preocupado

Las personas a las cuales ‘el preocupado’ ejerce un control mental en ellas, no paran de visualizar el catastrofismo a través de sus fantasías. En ellas, el miedo es la emoción base de todos sus sentimientos. La mayoría de personas que sufren este tipo de dominio mental es debida a un trauma que sucedió en el pasado. Tanto es así que esta experiencia acaba ejerciendo una influencia encima de todos los demás pensamientos por miedo a que vuelva a ocurrir una situación similar.

3. El reactor o alborotador

Cuando los pensamientos generan ira, frustración y dolor, significa que el control mental lo está desencadenando el reactor. En estos casos este tipo de pensamientos son desencadenados por una herida pasada que vuelve a nuestros recuerdos. De esta forma, cuando esta tipo de actitud mental acaba por dominar la mente de alguien, existe poca resistencia a los impulsos en una persona. Por ello, está caracterizado por la ira y el dolor.

4. Privador de sueño

En estos casos son varios los ‘ocupantes’ que hay en tu mente. Los pensamientos derivados de ellos acaban suponiendo que no puedas dormir bien por las noches o que incluso acabes con un trastorno de insomnio.

Estos pueden ser algunos de los pensamientos recurrentes que pueden ejercer un control mental en tu vida. Tanto es así que a veces ni siquiera nos damos cuenta de que cada uno de ellos puede influenciar de forma muy negativa nuestra vida. Por ello, es vital detectar estos patrones en nuestra mente para poderlos dominar. En muchos casos, no ejercer un control mental en nosotros puede derivar en problemas para nuestra salud mental que requieran de la ayuda de un especialista.

¿Cómo dominar la mente?

Técnicas de control mental: ¿Cómo controlar os pensamientos?

El control mental supone una fortaleza para nuestro carácter con la que podremos mejorar muchos aspectos de nuestra vida. Tanto es así que en la mayoría de casos, poder tener un control de la mente te ayudará a conseguir el éxito en tu vida. El primer paso para lograrlo es identificar los pensamientos desencadenantes del malestar mental. Además de ello, existen una serie de actitudes o ejercicios para controlar la mente.

1. Se consciente

Estar en el presente y ser consciente de tu cuerpo y tus pensamientos es primordial para poder dominar la mente. Los pensamientos negativos invaden a todo el mundo. Pero lo esencial es detectar estos pensamientos y ser conscientes de ellos. Para ello es vital detectar el origen desencadenante de toda esa ola de ideas negativas. Cuanto más consciente de él seas, más podrás ejercer un control de la mente.

2. Nómbralo

En el momento que surja el pensamiento desencadenante de toda la negatividad, una de las técnicas de manipulación mental sobre ellos será nombrar lo que te está ocurriendo. De esta forma lo que logras es separarte de tu mente subconsciente y puedes llegar a romper el ciclo.

3. Racionaliza el miedo

En el momento que detectes que tu mente te está controlando, puedes analizar tus pensamientos e intentar racionalizar el por qué los estás pensando. La mente es muy ilógica, tanto es así que si se piensa en lo que realmente suponen sus afirmaciones e ideas es muy probable que acabes desmantelándola. De esta forma podrás ejercer un mayor control de la mente en tu vida.

4. Borrar y reemplazar

Una de las mejores técnicas de control mental es precisamente borrar y reemplazar cada uno de tus pensamientos. A pesar de que parezca un ejercicio fácil, el hábito de pensar en negativo es muy difícil de quitar. Para practicarlo y dominar tu mente debes sustituir todos los pensamientos negativos que detectes por otro positivo. Puedes borrar el pensamiento anterior o simplemente cambiarlo por otro más alegre y optimista.

Ejercicios para dominar la mente

5. Practica el agradecimiento

Al revisar la realidad y ver todo lo que te rodea, es muy probable de que te des cuenta de lo que tienes y has conseguido. Imaginarte en otras situaciones y fantasear sobre ello no es malo si lo tomas como una referencia para mejorar, pero en muchos casos el control mental acaba creando una comparación negativa con la realidad. Entonces lo que debes hacer es ser agradecido con lo que tienes y eres.

6. Meditación y mindfulness

La concentración es una de las claves para ejercer un control mental efectivo. Tanto es así que la práctica de la meditación y sobre todo del mindfulness puede ser una gran ventaja para poder llegar a un auténtico control de la mente. De esta forma, cuando estés atrapado en un mar de pensamientos negativos es vital dirigir la atención a lo que estás haciendo y al presente. Fijarse en los detalles y dejar de pensar en el futuro y el pasado puede ser una buena manera de dominar la mente.

7. Elige el esfuerzo

Tienes completa libertad para decidir si ejercer un control sobre tu mente o no. Muchas veces la pereza nos puede y nos dejamos llevar por toda la negatividad de nuestra mente. Debes saber que sólo con tu esfuerzo serás capaz de ejercer un control en tu mente y dejar atrás estas actitudes negativas que tanto te perjudican. Cuanto antes te acostumbres a dominar la mente, antes podrás conseguir la clave del éxito en todos los aspectos en tu vida.

Controlar la mente es uno de los objetivos que debes perseguir si quieres el bienestar emocional. De esta forma, existe una estrecha relación entre la forma en la que tratamos a nuestra mente y la felicidad. Si nos dejamos guiar por ella, siempre nos llevará por un camino repleto de piedras y malos instantes. Por lo contrario si tomamos las riendas, esta se convertirá en una herramienta muy útil para nuestra vida.

PUBLICIDAD

psicólogos
Linkedin
Escrito por

MundoPsicologos.com

Bibliografía

  • Silny, J (2015). 7 Ways to Take Control of Your Mind. The ADD Resource Center. https://www.addrc.org/7-ways-to-take-control-of-your-mind/
  • APA, (2020). Controlling Our Thoughts Is Harder Than It Seems. Amercian Psychiatric Association. https://www.psychologicalscience.org/publications/observer/obsonline/controlling-thoughts-failure.html
  • Kwok, E. L., Leys, G., Koenig-Robert, R., & Pearson, J. (2019). Measuring thought-control failure: Sensory mechanisms and individual differences. Psychological Science. https://doi.org/10.1177/0956797619837204
  • Goldstein, M (2021). How to Control Your Thoughts and Be the Master of Your Mind. Life Hack. https://www.lifehack.org/articles/lifestyle/how-to-master-your-mind-part-one-whos-running-your-thoughts.html 

Deja tu comentario

PUBLICIDAD

Comentarios 1
  • Ashlie

    Realmente a lo que llegué y por el control que tiene nuestrxs mentes lo que pensamos o mejor dicho lo que piensa tu mente de ti no es cierto, a veces uno se ataca a sí mismx diciéndose estúpido, tonta y bobo. Una vez que lo repites tantas veces eso se queda grabado en tu subconsciente y eso hace que lo creamos y por eso la mente solo tiene un 3% de control en nuestra vida del 100% solo 3% y aún así es muy dañina.

últimos artículos sobre orientación y crecimiento personal